Cómo llevar la cantidad de comida adecuada durante tu viaje en barco

Lleva la comida adecuada para tus vacaciones

Para poder disfrutar adecuadamente tus vacaciones o celebraciones en un barco de alquiler, lo primero que debes hacer es escoger la empresa con la que alquilar un barco, una de las mejores en Europa es Nova Argonáutica.

Ahora, en cuanto a la cantidad de comida que debes llevar a un barco, siempre dependerá del número de personas a bordo y las estimaciones de la cantidad que cada persona puede comer durante el día. Otro factor importante aparte de la comida es la cantidad de agua y bocadillos.

Datos para llevar la comida indicada

Una regla de oro es comprar un poco de comida extra, sobre todo de los alimentos no perecederos. Esto es fundamental, porque son alimentos que puedes adquirir cada vez que el barco entre al puerto, además son alimentos que tardan más en dañarse.

Otro punto es comprar cosas que puedas picar y suficiente agua potable. Acá incluye tanto el alcohol, como bebidas no alcohólicas, una manera para que no se te olvide nada de lo que debes comprar es hacer una lista, una recomendación es que la hagas dividiéndola según las comidas.

Por ejemplo, una lista para el desayuno, almuerzo y cena. Para el desayuno, puedes comprar leche, cereales, panes, huevos, jamón, queso, mermelada y mantequilla; para el almuerzo puedes ser algún platillo sencillo, ensaladas, atún enlatado, queso de pasta, si gustas un poco de carne o pollo, arroz y pasta.

Las cenas en algunas ocasiones pueden requerir un poco de planificación, ya que debes cumplir con todas las necesidades de tus invitados, incluso debes tomar en cuenta si debes incluir alimentos especiales para las personas que sean intolerante a algún alimento o para las personas vegetarianas.

Recuerda que debes comprar suficiente agua potable, sin contar que debes colocar en tu menú alimentos que sean fáciles de preparar. De esta manera, evitarás perder mucho tiempo durante la preparación de cada uno de los alimentos.

Además recuerda que más vale prevenir que curar, así que no te preocupes si compras de más, de igual manera se consumirá y nadie de tus invitados quedará con hambre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *